miércoles, 9 de marzo de 2011

Petardos, cuetes y fuegos artificiales para Moreira... pero en el cul*!

Habemus nuevo presidente del PRI. Ayer viernes, el ex-góber de Coahuila, profesor Humberto Moreira, asumió el cargo de líder de los priístas del país (es un decir, todos sabemos que Peña Nieto es el que jala las riendas y Beltrones la cola del caballo) y bravuconamente, lanzó ladridos a la oposición, al gobierno federal e intentó prender con una oratoria de 1968 a las masas de acarreados que apretujaron en un centro de convenciones de Querétaro. 50 aviones y 15 helicópteros para llevar invitados VIP, 5 mil acarreados de Coahuila, artistas de Televisa amenizando la “Sesión Solemne” (así decía la invitación). Ese es el “nuevo PRI”, arcaico como siempre. No me interesa detallar que dijo Moreira, para eso lean en cualquier periódico las reseñas.


Lo interesante, es que mientras el profe alardeaba de grandes glorias por venir, en Saltillo, la capital del feudo del que se adueñó su familia, estallaban balazos, persecuciones y sombrerazos. Hubo muchas movilizaciones y la gente se encerró en sus casas desde las 6 de la tarde, para evitar riesgos. Resultado (agárrense de la silla): la Marina detuvo a varios NARCOS, entre ellos EL SUEGRO DE MOREIRA. ¡Fack Martínez! El evento, por supuesto, opacó la toma de Moreira, el tema se permeó a las redes sociales donde todos se preguntaban ¿qué está pasando en Saltillo?, se hablaba de muertos y tiroteos en las calles mientras Moreira hablaba de sus grandes triunfos por venir. Los titulares hoy sábado contrastaban la toma del ex-góber de Coahuila con la violencia en su capital. Fué un CLARO mensaje a profe: AHORA SI SE TE APARECIO JUAN DIEGO (en la forma del gobierno federal y sus aplastantes recursos).

Una fuente confiable, que obviamente no revelaremos, nos ilustró el génesis de este pleito: Hace un par de años, el ejército inició un programa piloto de policía civil formada por militares. Empezaron a obtener excelentes resultados, pero el procurador local adujo rollos legales y desbarató el proyecto a los 5 meses de iniciado. En realidad, protegieron los bisnes que los Zetas mantienen con los Moreira en el estado, lo cual saben en el gobierno federal y los irritó aún más.

Ahora que Moreira ya no tiene el poder de un Estado directamente en sus manos, justo cuando hacía alarde de poder partidista, le aprenden a su suegro y con ello, se le cierra la trampa para osos en los huev*s… ¿Por que no se sabe de esta aprensión en medios nacionales? ¡Sería un escandalazo, se derrumbaría el naciente nuevo PRI! Ah, muchachines, eso sería un buen drama pero se diluiría en poco tiempo, y en la polaca son todo menos p*ndejos. Los Moreira están negociando con el gobierno federal que no se sepa lo del narcosuegro (Nota: no me consta que el fulanito sea narco). ¿A cambio de qué, pregúntome yo? ¿Serían capaces de entregar la gubernatura de Coahuila las próximas elecciones?.

Esto es lo que se comenta entre la gente de Saltillo y anexas. Lo que indican los hechos es que Calderón está más que enojado con Moreira y sus ladridos, pero sobre todo con el PRI que, como lo viene haciendo desde el sexenio de Fox, acuerda unas cosa en la mesa  y sale a hacer justo lo contrario en el Congreso, bloqueando las reformas necesarias para que el país supere su paupérrima situación económica y social, generando una imagen de “inutilidad” de los panistas (nefasta actitud que los azules también hicieron durante el sexenio de Zedillo, ¡hay que recordar!).

Como sea, Calderón le va a hacer la vida de cuadritos a Moreira, no será al revés. Si vemos todo esto como una comedia de entretenimiento, saquemos las palomitas y veamos el chow. Pero como mexicanos, debemos presionar más y más en redes sociales, blogs, en las calles, casas y oficinas de los políticos y donde se pueda, para que estos inútiles dejen de armar sus tenebras ridículas, se dejen de mezquinidades y se pongan a hacer las mejoras que el país necesita desde ¡AYER!.

Por sus berrinches y arranques de EGO (que eso es lo que manifiestan todo el tiempo en sus discursos dizque ideológicos) nos tienen a todos atorados. ¿O no?

¡Opínenle, no sean rajones!
Ed.

No hay comentarios:

Publicar un comentario